Economía

Paquete Económico 2022 promete prudencia fiscal y apoyo a programas sociales


 

Con un presupuesto histórico, de poco más de 7.08 billones de pesos, 8.6% mayor al aprobado para este año, y con un incremento en el gasto de salud de 15.1%, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador entregó a la Cámara de Diputados el Paquete Económico 2022.

“Los recursos para seguir haciendo frente a la pandemia están plenamente garantizados en este presupuesto (…) se están asignando 800,000 millones de pesos a esta función, lo cual incluye adquisición de vacunas y medicamentos, servicios de salud gratuitos, vigilancia al rezago de la atención y el incremento de una plantilla de trabajadores sanitarios para atender la pandemia”, aseguró Rogelio Ramírez de la O, secretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP), quien además anunció que la Secretaría de Salud vería un incremento en su gasto de 27.6% el siguiente año.

El aumento en el rubro de salud, comentó Gabriela Siller, directora de Análisis Económico y Financiero de Banco Base, es “significativo” y está en línea con la crisis sanitaria que aún se vive por el Covid-19.

El monto estimado del gasto total, de 7.08 billones de pesos, concuerda con los ingresos que se prevén el siguiente año, de acuerdo con la Iniciativa de Ingresos de la Federación, de los cuales 55% ingresará por el pago de impuestos.

Ramírez de la O destacó que el 2022 será un año de consolidación para la recuperación económica, por lo que el Paquete Económico 2022 se construyó con base en tres pilares, que buscan la prudencia fiscal, a la vez de seguir con el apoyo a los programas sociales y proyectos prioritarios del gobierno mexicano.

“El primero son los apoyos para el bienestar de la población más vulnerable. El segundo es la estabilidad y solidez de las finanzas públicas, manteniendo la prudencia fiscal. El tercero es el apoyo a proyectos regionales de inversión que detonan desarrollo social, y que tienen impactos positivos directos e indirectos en el bienestar y el empleo”, dijo.

Te puede interesar:  Duque presenta en España una Colombia estable y "dispuesta a hacer negocios"

El funcionario destacó que con el paquete del siguiente año se busca atender las desigualdades que se acentuaron con la pandemia del Covid-19, además de contribuir al desarrollo económico, social e incluyente, a la vez de tener un clima favorable para la inversión.

“El Paquete Económico busca aprovechar el impulso de la recuperación económica en varios sectores productivos que ya están en evolución positiva en nuestro país y contribuir al desarrollo económico y social de toda la ciudadanía”, agregó.

Para el siguiente año, Hacienda prevé un Producto Interno Bruto (PIB) de 4.1% y una inflación de 3.4% que estaría dentro del rango objetivo del Banco de México.

Para la producción petrolera, se espera que el precio de la mezcla mexicana se venda en 55 dólares por barril, y se tenga una plataforma de producción de 1.8 millones de barriles diarios. Respecto al tipo de cambio, se prevé de 20.4 pesos por dólar.

Para Pemex 17% más

El Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PPEF) propone un incremento en el gasto de Petróleos Mexicanos (Pemex) de 12.7% en comparación con este año, para sumar 639,281 millones de pesos.

Además, se propone reducir nuevamente la carga fiscal a Pemex. Para el 2022, la tasa del Derecho de Utilidad Compartida (DUC) pasaría de 54 a 40%, con lo que estaría en línea con la “estrategia de despetrolización de las finanzas públicas”.

En el caso del gasto de inversión, Ramírez de la O destacó que la cifra que se propone es “histórica”. De acuerdo con el PPEF, se plantea un gasto de 982,287 millones de pesos, 14.3% más que lo aprobado para este 2021. 

Te puede interesar:  La falta de coches nuevos traslada la presión al mercado de segunda mano

“En el PPEF también hay un gran apoyo a proyectos regionales de alto impacto, que detonarán la producción, la productividad y el empleo. Permítanme mencionar que el gasto de inversión que se propone es una cifra histórica de casi 1 billón de pesos. De esta forma, el gasto en inversión física, como porcentaje del PIB, se va a situar en 3.1%”, comentó Ramírez de la O.

Este gasto, comentó James Salazar, subdirector de CIBanco, puede ser positivo, siempre y cuando se destine a proyectos que en realidad fomenten el empleo y la recuperación económica; sin embargo, esto se podría poner en duda de destinarse sólo a los proyectos insignia.

Respecto al gasto federalizado, Ramírez de la O destacó que los gobiernos locales recibirán “recursos superiores a los 2 billones de pesos”, lo que significa un incremento de 4.9% anual, el mayor en lo que va del sexenio.

Deuda se mantendrá en 51%

Añadió que los agregados fiscales presentados en cuestión de ingreso y gasto están en línea con el equilibrio fiscal, así como la estabilización de la deuda como porcentaje del PIB.

De esta manera, el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público –la deuda en su medida más amplia– cerraría el siguiente año en un nivel de 51%, similar al que se aprobó este año, y se espera continúe en este nivel hasta el último año del actual gobierno.

El PPEF establece que el déficit presupuestario sería de 875,570 millones de pesos, 3.1% del PIB.

ana.martinez@eleconomista.mx

 

Este contenido fue publicado originalmente en: Link