El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) cerró este viernes con una bajada del 2,2 %, hasta 62,32 dólares el barril, despidiendo la semana con una caída cercana al 9 %.

Al final de las operaciones en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del WTI para entrega en septiembre perdieron 1,37 dólares con respecto al cierre anterior.