McDonald’s anunció este viernes que piratas informáticos se han hecho con algunos datos de sus sistemas en varios mercados, sumando a la cadena de restaurantes a la lista de grandes empresas víctimas de recientes ciberataques, aunque en este caso no se han producido grandes consecuencias.

La compañía recientemente contrató una firma externa para investigar actividades no autorizadas en un sistema de seguridad interno, según informó en un mensaje a empleados en Estados Unidos al que tuvo acceso The Wall Street Journal (WSJ).