Economía

Under Armour pagará 7,5 millones al regulador de EE UU para zanjar una investigación sobre su contabilidad

Logo de Under Armour en una tienda de San Rafael, California, en 2015.
Logo de Under Armour en una tienda de San Rafael, California, en 2015.JUSTIN SULLIVAN / AFP
 

El fabricante estadounidense de ropa y calzado deportivo Under Armour ha llegado a un acuerdo con la Comisión del Mercado de Valores de Estados Unidos (SEC) para resolver, mediante el pago de una multa de 9 millones de dólares (7,5 millones de euros), una investigación sobre la contabilidad de la empresa. La SEC había acusado a Under Armour de engañar a los inversores respecto al crecimiento de sus ingresos y de no revelar las incertidumbres conocidas sobre sus perspectivas de ingresos futuros.

Más información

  • Tramposos cazados en Wall Street: de jugadores de fútbol a guardaespaldas cotillas

Según la orden de la SEC, en la segunda mitad de 2015, las previsiones de crecimiento de los ingresos de Under Armour para el tercer y cuarto trimestre de 2015 empezaron a indicar que no se ajustaban a las estimaciones de ingresos de los analistas. El auto del organismo bursátil concluye, por ejemplo, que la empresa no estaba cumpliendo las previsiones de ventas internas para Norteamérica, y que el clima cálido del invierno estaba afectando negativamente a las ventas de las prendas de vestir de Under Armour para el clima frío, de mayor precio.

Te puede interesar:  El camino de vuelta al andamio

El auto concluye además que, en respuesta, durante seis trimestres consecutivos a partir del tercer trimestre de 2015, Under Armour aceleró, o “adelantó”, un total de 408 millones de dólares en pedidos existentes que los clientes habían solicitado que se enviaran en trimestres futuros. Como se indica en la orden, Under Armour atribuyó de forma engañosa el crecimiento de sus ingresos durante este período a varios factores sin revelar a los inversores información material sobre los impactos de estas prácticas.

“Cuando las empresas cotizadas describen cómo lograron sus resultados financieros, no deben presentar información errónea que sea importante para los inversores”, dijo Kurt Gottschall, director de la oficina regional de la SEC en Denver (Colorado).

A través de este acuerdo, la compañía, que no ha admitido ni negado los cargos de la SEC, se resuelven todas las reclamaciones pendientes ante el regulador estadounidense, cuyo personal ha confirmado que no tiene la intención de recomendar que se tomen medidas contra el presidente ejecutivo, el director financiero o cualquier otro miembro de la cúpula directiva de la empresa en relación con esta investigación.

Te puede interesar:  La producción industrial china avanza un 9,8 % interanual en abril

Asimismo, la compañía, que previamente había anunciado que también había estado respondiendo a solicitudes de documentos e información por parte del Departamento de Justicia, confirmó que no ha recibido ninguna solicitud de este desde el segundo trimestre de 2020.

Este contenido fue publicado originalmente en: Link