Mercados

Wall Street podrá expulsar a empresas chinas por nueva norma de la SEC

Foto: Reuters

 

La Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC, su sigla en inglés), comenzó a implementar una nueva ley, aprobada al final del período presidencial de Donald Trump, que permite a los reguladores estadounidenses expulsar a las empresas extranjeras de las bolsas estadounidenses si no cumplen las normas contables del país.

Particularmente, esta Ley de Responsabilidad de Empresas Extranjeras permitiría excluir a las empresas chinas de la Bolsa de Valores de Nueva York (NYSE) y del índice tecnológico Nasdaq si no cumplen las normas de auditoría durante tres años seguidos.

Entre las nuevas obligaciones está demostrar a la SEC que no son propiedad de una entidad de un gobierno extranjero y nombrar a cada funcionario del Partido Comunista Chino que sea miembro de la junta directiva de la entidad operativa.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de China expresó su rechazo a la ley en una conferencia de prensa, indicando que “no es más que una represión política injustificada contra las empresas chinas que cotizan en Estados Unidos”.

«Ha distorsionado gravemente las normas básicas de la economía de mercado que siempre ha promocionado Estados Unidos, y ha privado a los inversionistas estadounidenses y al público de las oportunidades de compartir los dividendos del desarrollo de las empresas chinas. Al final del día, solo dañará la reputación internacional y la reputación del mercado de capitales de Estados Unidos. Es solo otra medida de Estados Unidos para oprimir a las empresas chinas, a lo que China se opone firmemente”, aseguró la vocera del ministerio, Hua Chunying.

Te puede interesar:  Petróleo cae más de 3% por bloqueo de Canal de Suez y restricciones por pandemia en Europa

“Instamos a la parte estadounidense a detener la práctica errónea de politizar la regulación de valores y poner fin a la práctica discriminatoria contra las empresas chinas, con el fin de proporcionar un entorno comercial justo y no discriminatorio para las empresas de todos los países, incluida China, para estar incluido en los Estados Unidos”, agregó.

Por años, China se ha negado a permitir que la Junta de Supervisión Contable de Empresas Públicas de EU examine las auditorías de empresas cuyas acciones se transan en el país, citando preocupaciones de seguridad nacional.

No obstante, los legisladores estadounidenses afirman que tal resistencia podría poner en riesgo a los inversionistas ante fraudes financieros, insistiendo que tiene poco sentido que se les haya permitido a las empresas chinas recaudar dinero en Estados Unidos sin cumplir con las normas

Impacto en el mercado

Este episodio es sólo uno de muchos conflictos que han tenido Estados Unidos y otros países con China en las últimas semanas, comenzando con la “guerra” de sanciones de la Unión Europea (UE), Reino Unido, Canadá y EU hacia funcionarios chinos por abusos de derechos humanos en Xinjiang.

Te puede interesar:  Acciones de GameStop se disparan 32%

Una acción occidental coordinada contra Beijing que derivó en medidas punitivas contra legisladores, diplomáticos y familias europeas, prohibiendo que ciertas empresas de la UE comerciaran con China.

En la misma línea, las plataformas chinas vetaron esta semana la venta de H&M y Nike, luego de que la empresa sueca con mayor presencia en Estados Unidos, emitiera un comunicado anunciando la suspensión del uso de algodón de Xinjiang por el supuesto uso de trabajo forzoso en el sector.

Por lo mismo, tras la noticia de la SEC, el CSI 300 cayó 0.05% y el Shangái Composite un 0.10% en el mercado asiático.

«Muchos inversionistas pensaron que EEUU y la administración de Biden serían más amigables con China y las cosas serían más fáciles, pero esta noticia muestra que será igual de difícil», indicó a Reuters el director gerente de Wealthy Securities, Louis Tse.

Este contenido fue publicado originalmente en: Link