Economía

Dólar digital sería trascendental para el sistema: J. Powell


 

El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, admitió que el lanzamiento de una moneda digital sería un paso trascendental para el sistema financiero, pero matizó que requiere una planeación cuidadosa.

“Tenemos la obligación de estar a la vanguardia en el entendimiento de los retos tecnológicos así como los potenciales costos y beneficios (de un dólar digital). Pero no procederíamos sin el apoyo del Congreso o sin la aprobación de una ley”.

Al participar en una conferencia de alto nivel, organizada por el Banco de Pagos Internacionales (BIS, por su sigla en inglés), reconoció que algunos gobiernos y bancos centrales están buscando aprovechar la tecnología sobre la que operan los criptoactivos para capitalizar las ventajas en beneficio del usuario.

“En la medida en que un criptoactivo esté respaldado por monedas soberanas de naciones líderes, se asume como un stablecoin, lo que claramente genera más certidumbre con respecto a los criptoactivos”, aseveró.

Pero en todo momento subrayó que su transaccionalidad está sujeta a las regulaciones, al respaldo que puedan otorgar los bancos centrales y que su rol “no dará lugar a un nuevo sistema monetario global”.

En la conferencia inaugural del BIS Innovation Summit, Powell admitió que el Banco de la Reserva Federal de Boston está colaborando en la iniciativa de Moneda Digital del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Te puede interesar:  Hotusa: 130 millones de pérdidas y pendiente de un balón de oxígeno de 240 millones

Pero acotó que esta iniciativa busca identificar las fortalezas y limitaciones de las tecnologías.

“No es un intento de crear un prototipo. Lo que estamos haciendo es experimentar para tratar de establecer las bases en el manejo de la tecnología así como identificar las limitaciones para ver lo que aprendemos”.

Volatilidad de criptoactivos

Luego explicó que hay grandes diferencias entre los experimentos que están desarrollando los bancos centrales con la tecnología de cadenas de bloques y el uso que se está dando de forma privada a los criptoactivos.

“Los criptoactivos no son una reserva de valor útil por su alta volatilidad y nulo respaldo. Se han convertido en activos especulativos y esencialmente son un sustituto del oro, más que del dólar,” consignó.

No son criptomonedas, son criptoactivos; esto significa que son muy volátiles y por lo tanto no son útiles realmente como valor de reserva pues no están respaldados por nada. Son un activo para especular, no sirven como medio de pago, afirmó.

BIS sugiere cautela

En la misma sesión participó el gerente General del BIS, Agustín Carstens, quien observó que los bancos centrales no deben ver el lanzamiento de las monedas digitales como una carrera.

Te puede interesar:  El Congreso estudiará una fórmula para proteger a trabajadores de empresas ‘rescatadas’ de privatizaciones

“Los bancos centrales no pueden dar pasos en falso en el manejo de nuevas tecnologías para el sector financiero. Deben garantizar la estabilidad del valor de las monedas digitales, asegurar la elasticidad de la oferta agregada y garantizar la supervisión y seguridad de su operación”, argumentó.

El responsable del llamado banco de los bancos centrales ya había comentado en enero, al presentar los resultados de la encuesta anual sobre criptoactivos operados por instituciones monetarias, que la inclusión financiera es el principal motivo de los bancos centrales de mercados emergentes para experimentar y desarrollar monedas digitales, y en cambio la guía de las instituciones de economías avanzadas, las áreas de interés están relacionadas con la eficiencia y seguridad de pagos.

Aún restan dos días del BIS Innovation Summit. El próximo miércoles 24 de marzo están programados para participar los gobernadores de los bancos centrales de México y Brasil, Alejandro Díaz de León y Roberto Campos Neto, en la sesión dedicada a “Financial innovation in Latin America”.

ymorales@eleconomista.com.mx

Este contenido fue publicado originalmente en: Link