Economía

Las contrataciones previstas para Semana Santa caen un 56% por el cierre perimetral

Una camarera prepara una mesa en la terraza en uno de los restaurantes de la playa de la Malvarrosa de Valencia, el pasado lunes.
Una camarera prepara una mesa en la terraza en uno de los restaurantes de la playa de la Malvarrosa de Valencia, el pasado lunes.Manuel Bruque / EFE
 

La decisión de establecer un cierre perimetral por parte de las comunidades autónomas ―a excepción de Baleares, Canarias, Extremadura y la Comunidad de Madrid― durante la Semana Santa como cortafuegos a la transmisión del coronavirus generará un impacto a la baja en las contrataciones laborales durante este periodo. Según la empresa de recursos humanos Randstad, la caída en la firma de contratos de trabajo para este ciclo alcanzará el 56% y será incluso mayor en 2021 que en 2020 ―un 1,6% más―, a pesar de que hace año la Semana Santa quedó diluida por el confinamiento.

MÁS INFORMACIÓN

88.420 serán los contratos que se firmarán en este ciclo ―comprendido según el calendario festivo entre el 28 de marzo y el 4 de abril―, en virtud del análisis que ha llevado a cabo la firma a partir de los datos proyectados por los sectores de transporte y distribución, hostelería y entretenimiento, quienes tradicionalmente más incorporaciones registran en este tiempo.

La cifra estimada es considerablemente inferior a la obtenida en 2019, cuando se rompió la barrera de los 200.000 contratos (200.748, exactamente), la más alta de la serie desde 2010. Sin embargo, donde peor color toman las previsiones para 2021 es en la comparativa con la anterior Semana Santa, ya en plena pandemia, cuando se acordaron 89.828 nuevas altas (+1.408). Esta situación, explica Randstad, se debe a que a pesar de que la Semana Santa tuvo lugar en pleno estado de alarma, “la contratación comenzó varias semanas antes, cuando las expectativas no eran tan negativas como sí las son ahora”.

El escenario laboral próximo que prevé la empresa holandesa es peor incluso que el que se produjo tras la crisis de 2008. Entonces la cifra de contrataciones osciló en torno a las 100.000, con subidas y bajadas (99.226 en 2010 y 108.070 en 2011), pero a partir de 2013 la curva no dejó de crecer hasta 2020, con la llegada del coronavirus. “Las restricciones a la movilidad y los cierres perimetrales han dado al traste con las pocas esperanzas que se tenían en la Semana Santa como generadora de empleo y por ende, dinamizadora de la actividad económica. Las expectativas en general son peores que el año pasado, pero algunas regiones mejorarán sus cifras gracias, en gran parte, a las posibilidades que ofrecen las restricciones más laxas para la hostelería”, asegura Valentín Bote, director de Randstad Research.

Madrid, Euskadi y Galicia crecen

Las posibilidades de acceder a un puesto de trabajo para las próximas semanas también varían en función del territorio en el que se realice la búsqueda. Así, mientras que las comunidades de Madrid, Euskadi y Galicia serán las únicas que experimenten un aumento con respecto a la oferta de 2020 (+3%, +2,7% y 0,8%, respectivamente), otras como Andalucía (-0,3%), Castilla-La Mancha (-0,6%), Baleares (-1%), Canarias (-1,3%) y la Región de Murcia (-1,4%) vivirán caídas, eso sí, inferiores a las de la media nacional.

MÁS INFORMACIÓN

En el caso de las islas, los territorios en los que más daño ha provocado la covid-19 por su dependencia del turismo, su disminución no será más pronunciada gracias a la previsión de llegada de turistas (que si proceden de territorios con una tasa elevada de incidencia acumulada deberán presentar una PCR negativa para poder entrar). En términos absolutos, el informe de Randstad pone de manifiesto que en Andalucía (18.950), Cataluña (11.920) y la Comunidad de Madrid (10.480) será donde se incorporaren más profesionales, ya que entre las tres acumulan cerca del 47% del total de contrataciones de Semana Santa.

Al mismo tiempo, Randstad advierte de que la inestabilidad sanitaria y la casi inevitable improvisación que requeriría cualquier cambio en la normativa favorecerán a todos aquellos demandantes de empleo que presenten “una alta disponibilidad y adaptación rápida al puesto”, así como experiencia en puestos similares y manejo de herramientas tecnológicas “debido a que, en la actual situación, las herramientas de trabajo en remoto están muy extendidas”.

Información sobre el coronavirus

Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

Buscador de restricciones: ¿Qué puedo hacer en mi municipio?

Así evoluciona la curva del coronavirus en el mundo

Descárguese la aplicación de rastreo para España

Guía de actuación ante la enfermedad

Este contenido fue publicado originalmente en: Link

Te puede interesar:  La economía de Panamá creció un 10 % en el primer semestre de 2021