Economía

El sector de la cultura y del entretenimiento en vivo está colapsado, dependen de la ayuda federal vía paquete de estímulo

La Administración de Pequeñas Empresas, agencia del gobierno federal, se encargará de la distribución de $15 mil millones en ayudas para las artes. Pese a que el sector está contemplado en los estímulos, no se ha dado a conocer cuándo se ayudará

El sector de la cultura y del entretenimiento en vivo está colapsado, dependen de la ayuda federal vía paquete de estímulo
Las organizaciones de artes escénicas tienen un efecto dominó en toda la economía, atrayendo turistas a visitar Broadway o festivales como Tanglewood en Massachusett.
Foto:
JUSTIN LANE / EFE
 

El sector de la cultura y del entretenimiento en vivo del país se encuentra colapsado económicamente. Los teatros, las salas de conciertos y espacios de entretenimiento siguen cerrados en el marco del primer aniversario de los cierres producto de la Covid-19.

De acuerdo con datos del Departamento de Trabajo, en enero el desempleo entre la comunidad artística representó el 20%, impactando a los trabajadores de la cultura, el entretenimiento y la recreación. Esta cifra es parte de la tasa de desempleo general.

Ante el panorama desolador que vive este sector de la economía del país, los legisladores los han contemplado en el tercer paquete de estímulo para ser apoyados y poder enfrentar un poco mejor el impacto económico de la pandemia.

De acuerdo con MoneyWatch, la Administración de Pequeñas Empresas, agencia del gobierno federal, se encargará de la distribución de $15 mil millones en ayudas para las artes. Pese a que el sector está contemplado en los estímulos, no se ha dado a conocer cuándo se ayudará.

Te puede interesar:  Nace en Nicaragua una escuela para elaborar el "alimento de los dioses"

Lo anterior representa una enorme incertidumbre para la comunidad artística, quienes esperan desesperadamente la ayuda del gobierno.

Según un estudio del Center for Disaster Philanthropy, las organizaciones sin fines de lucro de arte y entretenimiento se encuentran con mayor riesgo de cerrar en los próximos dos años porque dependen de la venta de boletos y no pueden reducir los gastos.

La industria del entretenimiento y la cultura se ha ido rezagando en comparación con los negocios de servicio, de viajes y turismo, ya que siguen las restricciones sanitarias que hacen que los espectáculos en vivo no sean posibles.

Antes de la pandemia, la industria de las artes escénicas no se quedaba atrás en lo que respecta al aporte económico para el país, ya que representaba el 4.5% del Producto Interno Bruto.

Las organizaciones de artes escénicas tienen un efecto dominó en toda la economía, atrayendo turistas a visitar Broadway o festivales como Tanglewood en Massachusett.

Pese a lo anterior, miles de trabajadores de la cultura y el entretenimiento, ahora, dependen de los apoyos federales, en especial, vía el paquete de estímulo, el cual todavía no ha sido promulgado por el presidente Biden.

Te puede interesar:  La caída libre de Tivoli, el parque de atracciones de la Costa del Sol


Este contenido fue publicado originalmente en: Link