Opinión

Energía, el día “D”

El 2 de marzo del 2021 marcó un hito en la historia energética mexicana.

Podría considerarse como el Día “D”, porque es el día en el que el gobierno mexicano decidió avanzar con todo para imponer su política energética.Ese día se aprobó la contra reforma en el sector eléctrico. Que tendrá profundas repercusiones nacionales e internacionales.

Y ese día, Pemex decidió no renovar el contrato con la agencia calificadora Fitch que tiene en grado especulativo o “bonos chatarra” a la petrolera mexicana, lo que implica “romper el espejo” para no ver el estado de quiebra en el que se encuentra la petrolera.

Mientras avanza en la contra reforma en el sector petrolero, el gobierno mexicano, de facto, comenzó a hacerse cargo de los pasivos de Pemex. Esto lo ratificó ayer en la mañanera el director general de Pemex, Octavio Romero.

Por otra parte, funcionario dijo que Pemex se “ahorrará” 350,000 dólares por la cancelación del contrato de la agencia calificadora más crítica de PemexLo que no dijo es que  esa decisión le resultará muy cara en términos de confianza y credibilidad.

La fecha del 2 de marzo del 2021, marca un hito en la política energética nacional porque el gobierno mexicano decidió avanzar con toda su fuerza hacia el fortalecimiento del modelo monopólico, por ahora, vía legislativa sólo en el ámbito eléctrico, pero con miras a hacerlo también en el petrolero.

Te puede interesar:  Bodas, reactivación y Pablo Galván

Respecto a las necesidades financieras de la CFE, el secretario de Hacienda, Arturo Herrera afirmó recientemente que tendrá que afrontarlas la propia empresa.

La contra reforma eléctrica ya generó la reacción del gobierno de EU, que a través del subsecretario de Estado adjunto para Asuntos del Hemisferio Occidental, Jon Piechowski pidió mayor transparencia a los inversionistas, tras la aprobación de la iniciativa presidencial preferente. Es la primera declaración que todavía hoy se escucha más en tono diplomático.

En el plano nacional, la Coparmex, que encabeza José Medina Mora advirtió que la modificación a la Ley de la Industria Eléctrica puede terminar como letra muerta al provocar litigios, desde su primer día, que podrían llevarla a ser declarada inconstitucional, pues vulnera el artículo 28 de la Carta Magna.

En la precipitación gubernamental, no se están calculando los efectos y consecuencias.

Pemex no se librará del escrutinio de la más dura de las agencias calificadoras, la empresa Fitch.

La petrolera mexicana anunció que dejaría de contratar a la calificadora Fitch.La calificadora respondió ayer. Anunció que seguirá calificando a la petrolera mexicana como “un servicio al inversionista global”.

O sea que aunque no le paguen, la calificadora continuará realizando la evaluación de Petróleos Mexicanos.

Hay que decir que el 4 de abril del año pasado Fitch degradó a Pemex al rebajar su calificación a BB desde BB+, con perspectiva negativa. Con ese movimiento, Fitch colocó un escalón más abajo a Pemex, en el nivel de grado especulativo de inversión mejor conocido en la jerga financiera como “bonos basura”.

Te puede interesar:  Bodas, reactivación y Pablo Galván

Lo que más preocupa a la agencia calificadora es la capacidad de Pemex para cumplir con sus compromisos financieros.

El principal fardo con el que opera Pemex es su elevada carga fiscal y alto nivel de endeudamiento.

Fitch degradó a Pemex una semana después de que Standard and Poor´s redujo la calificación de México, de Pemex y de las principales empresas de México.

Pemex está en quiebra, dice el analista Carlos López Jones, jefe de la consultora Tendencias Económicas y Financieras.

En el cuatro trimestre del 2020, tuvo ingresos por 248,000 millones de pesos y costo de venta de 246,000 millones de pesos, es decir para pagar costos de administración nada más tenía 2,000 millones de pesos.

La utilidad operativa fue de menos 60,000. Tuvo pérdidas operativas después de pagar costos de operación.

Este año, a Pemex se le vencen 12,000 millones de dólares. No los tiene.Son alrededor de 250,000 millones de pesos concluye el analista.Si el gobierno asume la deuda de Pemex, será una deuda que asumiremos todos los contribuyentes. Así las cosas.

Este contenido fue publicado originalmente en: Link

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com