Opinión

Las regalías quid de First Majestic vs SAT, añejo lío y TLCAN por Canadá

Cuando EU y Canadá tenían a finales de los 80 un acuerdo comercial bilateral la lista de disputas era larga. Particularmente el país de la hoja de maple estaba extenuado, lo que fue un ingrediente para suscribir el TLCAN en 1993.

Ahora quizá los mexicanos deberemos acostumbrarnos a esas controversias dado que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador no ha tenido cuidado con los riesgos en ese frente.

De por sí los demócratas traen en la mira a México por temas ambientales y laborales. Ya con Joe Biden en la Casa Blanca y una relación con nuestro gobierno distante, las amenazas en el T-MEC son elevadas.

Recién el Departamento de Estado advirtió de las consecuencias de la reforma a la Ley Eléctrica para proteger a la CFE de Manuel Bartlett. En lo agropecuario si bien se salvó el expediente de berries, no se ha dicho la última palabra para fresa, pimiento, pepinos y calabaza.

Ayer en ese contexto la canadiense First Majestic emitió un comunicado en el que oficializó la puesta en marcha de un arbitraje bajo el Capítulo 11 del TLCAN, añejo asunto ligado a un lío fiscal que se remonta al sexenio de Enrique Peña Nieto cuando el SAT lo manejaba Aristóteles Núñez. Ya en este régimen con Margarita Ríos-Farjat hubo visos de arreglo que se desvanecieron con Raquel Buenrostro.

Hay en la mesa un diferencial de 500 mdd, en un pleito que First Majestic que dirige Ramón Mendoza Reyes heredó al comprar la minera Primero Mining, propietaria del yacimiento de plata San Dimas ubicada en Durango.El punto es que First Majestic pagó con un intercambio accionario y regalías futuras por la producción, quid de los cuestionamientos del SAT. En el argot minero esto último se conoce como streaming. El SAT difiere del valor futuro que se dio a la plata en el contrato.

Te puede interesar:  El T-MEC y los británicos

Ahora los árbitros deberán decidir. Se invocó el viejo TLCA, ya que con Canadá se abrió un compás de tres años para algunos temas obvio bajo el paraguas del T-MEC.

A diferencia de lo costoso que podrán resultar las posibles demandas en el ámbito eléctrico, aquí el SAT si pierde, sólo dejará de percibir la suma de impuestos, más las costas.

Por desgracia los mecanismos de negociación no funcionaron en otro frente contra la IP que incluso sirvió para estigmatizar a la minería canadiense por parte del primer mandatario.

Canaintex con Clouthier ayer y Espinosa el 24

Ayer por fin la plana mayor de la cámara textil (Canaintex) se reunió con Tatiana Clouthier, titular de Economía, en un encuentro pendiente. El desmedido crecimiento de la informalidad fue el tema central, así como la necesidad de tomar medidas para que haya cancha pareja. Por cierto el 24 de este mes habrá asamblea en esa agrupación y Manuel Espinosa Maurer se reelegirá para un segundo periodo.

Te puede interesar:  ¿Por qué debería cambiar López Obrador?

CMR otra emproblemada y Sushiitto a deber

Si de empresas restauranteras emproblemadas se trata, CMR que preside Joaquín Vargas es otro ejemplo. En 2020 tuvo pérdidas por 932.6 mdp con lo que ligó un segundo ejercicio con números rojos. En 2019 la cifra fue de 164.5 mdp. Con conceptos como Wings, Chili’s, Olive Garden, Red Lobster esta firma ha cerrado 34 unidades en los últimos meses, tras de que sus ventas cayeron 30%. Su pasivo creció 47% para significar 1,739 mdp y debió reestructurar con Scotiabank y HSBC. Además la compra de Sushiitto que fundó Alberto Romano está lejos de redituar con un menoscabo de 34 mdp el año pasado, ventas 17% a la baja y un pasivo de casi 600 mdp.

Pemex sin Fitch y otra muy mala señal

Como si nada y cuando su credibilidad en los mercados es nula, Pemex de Octavio Romero cortó con la calificadora Fitch que lleva Carlos Fiorillo, curiosamente la que más mala calificación le había dado frente a S&P y Moody’s con solo BB- y grado especulativo. Otra mala señal.

@aguilar_dd

Este contenido fue publicado originalmente en: Link