Economía

Hacienda se asegura la mayoría de los votos en la conferencia de gestión de los fondos europeos

La ministra portavoz y de Hacienda, María Jesús Montero.
La ministra portavoz y de Hacienda, María Jesús Montero.Europa Press
 

Amplio consenso al nuevo reglamento que determina el funcionamiento de la conferencia sectorial para la gestión de los fondos europeos. El texto, que Hacienda tuvo que modificar después de que la primera propuesta fuera rechazada en bloque por las comunidades, ha recibido esta vez el apoyo de la mayoría de las autonomías. Solo Cataluña y tres regiones donde gobierna el PP ―Madrid, Murcia y Galicia― han expresado su contrariedad al documento; Andalucía y Castilla y León no han votado. Con este nuevo reglamento, el Gobierno se asegura la mayoría de los votos sumando las nueve autonomías en las que gobierna el PSOE y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), que lidera el alcalde de Vigo, el socialista Abel Caballero.

La primera ―y hasta el momento única― reunión de la conferencia sectorial sobre la gestión del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia se había celebrado el pasado 21 de enero de forma virtual. Entonces, Hacienda presentó a las comunidades el reglamento de funcionamiento interno de este órgano, en el que Gobierno se atribuía el mismo número de votos que las comunidades (19, sumando las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla) más uno de calidad de la ministra. Los consejeros regionales hicieron frente común y rechazaron el documento. Pidieron más cogobernanza y que también la FEMP tuviera voz y voto en la conferencia.

Te puede interesar:  La pirotecnia valenciana, al borde de la ruina por la pandemia

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, envió a las comunidades una nueva propuesta, dejándoles margen hasta este viernes para comunicar su respuesta y presentar alegaciones. Este nuevo documento prevé un total de 25 votos: uno para cada comunidad y Ceuta y Melilla, uno para la FEMP ―un requisito que había sido exigido por las comunidades― y cinco para el Gobierno. Estos últimos se reparten entre la ministra, la Secretaría de Estado de Política Territorial y Función Pública, la de Presupuestos y Gastos, la de Economía y Apoyo a la Empresa y la Secretaria General de Fondos Europeos. En caso de empate, la ministra cuenta con un voto de calidad.

Mayor peso

Las comunidades han valorado positivamente los cambios introducidos en el mecanismo de votación, pero no todas se han mostrado conformes con el resto del texto. Mientras que comunidades como Valencia, Aragón o Baleares (donde el PSOE está en el Gobierno) han dado su plácet sin presentar enmiendas, otras han rechazado el texto o propuestos cambios que no han sido incluidos en el texto. Es el caso de Andalucía (PP-Cs), que no ha votado de manera explícita en contra del nuevo reglamento, pero sí ha enviado una carta pidiendo al ministerio modificaciones para poder votar en sentido positivo. Castilla y León (PP-Cs) tampoco ha expresado su voto.

Una de las principales peticiones de las autonomías no conformes con el nuevo texto era que la sectorial del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia tuviera un papel más relevante en la gestión de las ayudas europeas. Este órgano, en realidad, tiene una función de coordinación, pero las ayudas del plan se gestionarán por proyecto, con cada ministerio competente en las respectivas conferencias sectoriales.

Te puede interesar:  Amadeus presenta dos proyectos a los fondos europeos para digitalizar el sector turístico

La Comunidad de Madrid ha señalado en este sentido que el reglamento sigue teniendo importantes lagunas. En concreto, había solicitado que la conferencia sectorial contara con una mayor capacidad decisoria respecto al reparto de los recursos establecido en las demás conferencias. Una posición que comparten autonomías del mismo color político como Andalucía o Murcia, según ha podido saber este periódico, que mantienen que esta reunión debe servir para corregir los desequilibrios territoriales que puedan surgir y tener la voz cantante en los criterios de reparto.

Estas autonomías también habían pedido que la frecuencia de convocatoria del pleno fuera como mínimo trimestral durante el primer año. El reglamento, sin embargo, establece que se reúna en sesión ordinaria al menos una vez al año, aunque prevé que se puedan convocar sesiones extraordinarias, a iniciativa de la ministra o de un tercio de sus miembros.

Este contenido fue publicado originalmente en: Link